El crédito y la libertad bancaria en un régimen de reserva fraccionaria

Por Alejandro Sala*

bank-vaultPara la Escuela Austriaca de Economia, los ciclos económicos se explican, siempre, por factores monetarios. Cuando la tasa natural wickselliana se desacopla de la tasa monetaria, el proceso de asignación de recursos queda distorsionado y la producción y el consumo concluyen por descoordinarse. Si la tasa natural se sitúa por debajo de la tasa monetaria, la economía tiende a contraerse en exceso y –el caso más frecuente− cuando la tasa natural queda por encima de la tasa monetaria, se produce una sobreexpansión que finalmente desemboca en una crisis. El problema, por lo tanto, es evitar que ambos niveles de tasas se “desenganchen”.

El factor del cual la paridad entre las dos tasas depende, es, por ende, la oferta de crédito. El problema pasa a ser, entonces, cómo regular la oferta de crédito para que la tasa monetaria acompañe las fluctuaciones de la tasa natural. El modo de resolver este problema es objeto de acaloradas polémicas en el propio seno de la Escuela Austriaca.

Todos los austriacos coincidimos en que la banca centralizada no está en condiciones de cumplir satisfactoriamente con el papel de regulador de la oferta de crédito porque el banco central no cuenta con la información necesaria para conocer cuál es el volumen de crédito compatible con la situación en la que el proceso económico se encuentre en cada circunstancia. Benegas Lynch explica detalladamente ese principio aquí. Desde un punto de vista austriaco, la oferta y la demanda de crédito deben regularse por medio de mecanismos de mercado. Pero esto plantea el problema de establecer algún criterio de mercado para determinar el volumen de crédito que sea neutral respecto de la situación de la economía en cada instancia. Si ese volumen es demasiado bajo con relación a la tasa natural, la economía se contraerá innecesariamente y, si es excesivamente elevado, la economía se sobreexpandirá y se encaminará hacia una crisis. ¿Cuál es la solución de mercado idónea para resolver este problema?

Las dos posiciones típicas en los debates intra-austriacos son: 1) reserva cien por ciento; 2) reserva fraccionaria. El paper desarrollado por el autor de estas líneas presenta una alternativa intermedia, a la cual he llamado “reserva fraccionaria restringida”.

Los defensores de la reserva cien por ciento (Rothbard, Huerta de Soto, entre otros) afirman que la reserva fraccionaria genera sobreexpansiones y posteriores crisis y que es jurídicamente cuestionable porque implica atribuir la facultad de usar las mismas unidades monetarias a más de una persona en forma simultánea. Los defensores de la reserva fraccionaria (White, Selgin, Nicolás Cachanosky y otros) rechazan esos argumentos porque sostienen que la Cámara de Compensación bancaria ejerce un control sobre las sobreexpansiones crediticias que asegura la estabilidad del proceso económico.

Dado ese debate, mi paper comienza por analizar si es o no correcta la posición de los defensores de la reserva fraccionaria. Por medio de un razonamiento analítico, sustentado en bibliografía citada en el propio trabajo, llego a la conclusión de que no cabe esperar que un sistema de banca libre con reserva fraccionaria asegure la estabilidad del proceso económico (no me baso en evidencia empírica porque los registros históricos de experiencias de banca libre están sumamente sujetos a interpretaciones ideológicamente interesadas, e incluso los mismos hechos pueden ser alegados para demostrar tanto una hipótesis como su contraria). En un trabajo anterior, también citado en este paper, yo ya había analizado críticamente el sistema de reserva cien por ciento, había explicado sus insuficiencias y había presentado, sin desarrollarla en detalle, la alternativa que propongo en este artículo.

La tesis que mi paper sostiene es que la inestabilidad del sistema de reserva fraccionaria se deriva del hecho de que los bancos están habilitados para prestar la totalidad de los fondos que reciben como depósitos a la vista. Esa abundancia de recursos disponibles deriva en una sobreoferta de crédito que hace bajar la tasa monetaria por debajo de la tasa natural y, consecuentemente, provoca efectos cíclicos.

Esta sobreabundancia de recursos se deriva del hecho de que no hay una correcta asignación del derecho de propiedad sobre los fondos depositados. Esto significa que no se reconoce al depositante la facultad de decidir qué porcentaje de sus depósitos autoriza al banco a derivar hacia préstamos. La tesis sostenida en el paper es que, si se aplicara ese criterio, las fluctuaciones en el volumen de dinero disponible para ser canalizado a créditos acompañarían las variaciones de la tasa natural y, por lo tanto, ambas tasas operarían de manera simultánea y desaparecerían los factores monetarios de los cuales se derivan los ciclos económicos.

Este enfoque supone una suerte de transacción en el debate interno de la Escuela Austriaca entre los partidarios de la reserva cien por ciento y los sostenedores de la reserva fraccionaria clásica. De acuerdo con la concepción del autor del trabajo, el enfoque propuesto deja abierta una orientación que permitiría neutralizar los factores monetarios que derivan en la aparición de ciclos de auge y crisis que alteran la marcha fluida de los procesos económicos.

Bibliografía Austriaca Sugerida

Además de los textos incluidos en la bibliografía que acompaña al paper comentado, se puede agregar:

  • Como introducción básica general a la Escuela Austriaca: Introducción a la Escuela Austriaca de Economía, de Gabriel Zanotti.
  • De Carl Menger, en teoría monetaria, es interesante leer El Dinero. Menger es el fundador de la Escuela Austriaca y su libro Princpios de Economía Política es altamente recomendable por la fijación de los conceptos básicos vinculados al desarrollo de los procesos de intercambio y en particular por su explicación del proceso de formación de los precios, la formulación de la teoría del valor subjetivo y sus precisiones respecto de la naturaleza de la moneda.
  • De Eugen Böhm Bawerk, la Historia Crítica de las teorías del capital y del interés es un libro muy instructivo. Es difícil de conseguir porque está agotado, pero se puede consultar un ejemplar en la Biblioteca Nacional. La Teoría positiva del capital es otro libro de este autor que merece ser conocido.
  • De Friedrich Hayek, La Teoría monetaria y el ciclo económico, un texto importante, porque fundamenta la posición austriaca en el sentido de que los ciclos económicos se explican únicamente por factores monetarios. Sobre teoría del capital, también son interesantes de Hayek La teoría pura del capital y el artículo El flujo de bienes y servicios, que se puede consultar aquí.
  • De Ludwig Von Mises, en materia de teoría monetaria, no hay mucho por agregar a la bibliografía mencionada en el paper. Pero todos esos libros admiten una enfática recomendación. La Acción Humana es un libro fundacional, con el concepto de praxeología como fundamento básico del análisis económico. Pero aquí hay que señalar que, después de la formulación inicial por parte de Mises, ese concepto no fue profundizado ni investigado con más detalle. Esa omisión explica la situación de estancamiento en la que la Escuela Austriaca se encuentra actualmente, a juicio del autor de este artículo. Y, al mismo tiempo, ese hecho pone en evidencia la riquísima oportunidad para profundizar la investigación teórica en esa línea, de naturaleza esencialmente microeconómica.
  • Dos libros altamente recomendables son Fundamentos de la banca central y la libertad cambiaria, de Vera Smith, donde recopila exhaustivamente las diferentes teorías bancarias que se debatieron a lo largo de la historia, y Capital and its structure, una muy interesante explicación respecto de la concepción austriaca del capital, cuyo autor es Ludwig Lachmann, un economista bastante olvidado pero que merece estudios más detallados. Su libro se puede consultar aquí.
  • Para un estudio exhaustivo del sistema de banca libre con reserva cien por cien, es recomendable Dinero, crédito bancario y ciclos económicos, del profesor Jesús Huerta de Soto.
  • También es instructivo recorrer la página personal de Juan Ramón Rallo, http://juanramonrallo.com/. Los artículos de este autor, citados en la bibliografía del paper reseñado fueron consultados allí.
  • Un blog argentino, donde se suelen tratar temas vinculados con la Escuela Austriaca y sus relaciones con otras corrientes de la economía es Punto de vista económico, editado por Nicolás Cachanosky, Adrián Ravier, Gabriel Zanotti y Martín Krause. La dirección digital es https://puntodevistaeconomico.wordpress.com.
  • Por último, un libro al que también es oportuno prestarle atención es En busca del pleno empleo, del autor argentino Adrián Ravier.

* Reseña de un paper recientemente publicado por RIIM (Revista de Instituciones, Ideas y Mercados). Economista, Autor del libro “El espíritu del mercado”. E-mail: alejandron_sala@yahoo.com.ar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s